sábado, 20 de junio de 2015

EN EL JUSTO SENTIDO

            Antonio Allegri da Correggio, Ío y Zeus, 1531-1532, Museo de Historia del Arte de Viena.



                                                        Pero tan solo a mí, a través de edificios en llamas,
                                                              me sacarán en andas las prostitutas como a efigie sagrada,
                                                              y me mostrarán a Dios en su descargo.
                                                                                                                         Vladimir Maiakovski



Que inventes un poema y,
muera por volver
a su lado.

Que yo te busque
en otros caminos y,
bajo las honduras
del encuentro
este amor sobreviva.

Que rotos de pronto,
una luz provoque
nuestra huella y,
sintamos los años
reducirse en cada espalda.

Que sea o tú no seas,
que fijes un punto
de encuentro y,
de nuevo me sonrías.

Más viva aún que antes
y con toda la certeza,
serás en mí, poesía;
serás,
en la vida misma.  


Pilar Molina